El Movimiento Moderno se reconoce como la nueva forma de proyectar de la arquitectura y el diseño en oposición a la ornamentación del siglo XIX, estando marcado por un racionalismo en función del uso. Su historia fue pautada por un discurso esencialmente europeo y norteamericano, donde una obra, como la de Clara Porset, abrió el …