Bailando en Cuba


El equipo creativo del espacio de participación Bailando en Cuba se ha propuesto lograr un producto audiovisual atractivo y con calidad a partir de códigos contemporáneos cubanos.

Para los diseñadores que participan en el proyecto, el programa constituye una rica experiencia que les ha traído muchos retos y son altas las expectativas que tienen tras culminar la exitosa propuesta televisiva Sonando en Cuba.

Bailando en Cuba _MG_9364

Teniendo en cuenta el género danzario que bailarán las dieciséis parejas, compuestas por bailarines aficionados y profesionales, la diseñadora de vestuario Yanelys Pérez ha creado cómodas y modernas piezas. “En el caso del mambo utilicé texturas satinadas y empleé volantes en las manos y pies para tratar de realzar los movimientos de los bailarines que defenderán esa modalidad. Por otra parte, usé flecos y colores llamativos para la salsa, mientras que para el chachachá recurrí a estructuras más clásicas y a gráficas como las rayas y bolas, que remiten a los años ´50 y ´60 del pasado siglo. También utilicé estampados inspirados en pinturas cubanas. Tal es el caso de las obras de la artista Amelia Peláez, las cuales tienen mucha fuerza en lo visual y estarán presentes en los vestuarios para los géneros afrocubanos”.

Bajo la dirección general del realizador cubano Manolito Ortega, el proyecto homenajeará a Para bailar, aquel programa clásico enmarcado en el universo de las competencias entre parejas de baile que, a finales de los años 70 e inicios de los 80, lograra conectar a Cuba con lo más auténtico de nuestra creación musical.

Bailando en Cuba _MG_9350

Ese certamen que gozó de gran popularidad en la Isla, ha sido tomado en cuenta por los diseñadores de Bailando en Cuba a la hora de estudiar los programas de competencias de baile que se han realizado dentro y fuera del país.

Sin embargo, el creador Maykel Martínez comentó a Amano que desde el punto de vista escenográfico no hay muchos puntos de contacto entre Bailando en Cuba y Para Bailar pues “la escenografía en ese tipo de programas era muy básica, muy elemental. Por ejemplo, no había cambios escenográficos ni de ambientación dentro del concurso. Quienes trabajamos en Bailando en Cuba queremos que la gente sienta que está viendo un espacio que aboga por el rescate de los bailes tradicionales cubanos y que visualmente responde a la época que estamos viviendo”.

Bailando en Cuba _MG_9335

Precisamente Amano  visitó los estudios donde se encuentran los sets de maquillaje y entrevista a los jueces y competidores. Allí se aforó la locación con pajé, tela con lentejuelas que permite reflejar el color de la luz que incide sobre ella y se incorporaron estructuras de poliespuma,  pintadas de un tono parecido al fondo, pues el objetivo del diseño no es que resalten las columnas y los medio puntos,  sino el mobiliario y el logo, que en este caso son blancos.

El diseñador escenográfico Maykel Martínez nos adelantó que las galas del certamen en el capitalino teatro Astral van a estar dedicadas a determinados ritmos que habitualmente están concebidos dentro de espacios como por ejemplo el carnaval, el cine y el solar y por lo tanto, la escenografía va a cambiar en función a ese concepto.

Bailando en Cuba _MG_9361

Respecto al diseño de iluminación, el director de fotografía Vladimir Barberán explicó que este va encaminado a enriquecer el espectáculo. “Cada puesta en escena de los bailarines tiene un diseño de iluminación específico que está pensado en función de su vestuario, la música que van a bailar y el momento dramatúrgico del show. Hemos tenido en cuenta que el diseño de luces tiene que ser coherente también con un sistema de cámaras de grabación para brindar un producto de calidad tanto para el público que asista al teatro como para el que está en casa mirando el televisor”.

Bailando en Cuba _MG_9349

Bailando en Cuba constituirá mucho más que un certamen. Pretende convertirse en un verdadero show televisivo, y con ayuda del diseño aspira captar la atención de los televidentes en las noches de cada domingo.

No Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Previous Tendencias en Diseño Gráfico para 2017
Next Sexta Bienal DISEÑO EN ALERTA